martes, 28 de diciembre de 2010

Partícula en una caja

Quiero retroceder unos años
y volver a vivir mi vida de nuevo.
Sabiendo lo que sé ahora, conociendo
lo que no conocía antes.

Quiero saber actuar en cada momento,
tomar decisiones de las que no me arrepienta,
hacer algo y no cambiar mi respuesta.

Me gustaría haber estado segura, estarlo ahora.
Me gustaría ser firme y no hacerme la tonta
aún cuando conozco la respuesta.

Quisiera correr tan rápido que no me pudiesen ver
y de pronto chocar con algo o alguien que me detenga.
Que me hagan ver lo que tengo y saber que me tienen a mí,
confiar plenamente sin defraudar lo más mínimo.

Quisiera ser como un muro opaco, duro e indestructible
que nadie pudiese tumbar.
Pero no quiero construirlo ni ahora ni nunca.

Me gustaría prender una luz y que no se apagase jamás.
que no hubiese que pagar por ella
y estuviese ahí día y noche.

Me gustaría no pedir demasiado,
recoger la colecta que he plantado
aprovechándola al máximo.

Quisiera desenredar un nudo
que gira en torno a otros muchos
y seguir todo recto.

Me encantaría volar...
lanzarme desde lo alto de la cima
y desplegar las alas
contemplando todo desde arriba.

Y si me preguntasen
si pulsaría el botón
probablemente lo haría,
no para hacer que desapareciese
sino para que nunca ocurriese.

Saturación en una solución sólida
donde extraer el compuesto no es tan sencillo
y los cálculos son difíciles de resolver.




Gracias






Ciudadana del mundo.



2 comentarios:

  1. Unos versos que envuelven y transmiten, muy bellos como cálido es tu blog.

    ResponderEliminar